El ministro de Hacienda, Santiago Peña, refirió que está a favor del matrimonio igualitario, en tanto que sobre el aborto considera que hay que discutirlo en un ambiente sincero y sin prejuicios. El secretario de Estado es el elegido del presidente Horacio Cartes para sucederlo en el cargo, pero su precandidatura se confirmará a su regreso de Portugal.

Peña se encuentra en plena campaña para convencer a los dirigentes colorados de base de que sería el mejor candidato a la presidencia de la República, a pesar de no haber cumplido aún un año de afiliación en el Partido Colorado.

 En el estudio de Radio Monumental, Santiago Peña fue consultado sobre su posición acerca del matrimonio igualitario y su respuesta rompió con la línea de su partido.
“Yo estaría a favor, no tengo ningún inconveniente, creo en la libertad de los seres humanos, soy una persona tremendamente amplia”, contestó.

Argumentó que desde joven estuvo expuesto a diferentes tipos de culturas que le hicieron desarrollar una capacidad de tolerancia y empatía.

Sobre la despenalización del aborto, dijo que hay elementos a favor y en contra. Admite que es un tema que divide a la sociedad, pero que hay que discutirlo en un ambiente sincero y sin prejuicios.

En el 2013, durante su campaña presidencial, Cartes también se había referido a la homosexualidad, pero cuando le preguntaron qué haría si su hijo se declarara gay, respondió: Me voy a pegar un tiro en las bolas, porque no comparto, me voy a pegar un tiro en las bolas, sinceramente, (a mi hijo) no le falta nada.

Aprovechando su permiso para ausentarse por una semana en el Ministerio de Hacienda, Peña se reúne con políticos y conversa con los medios de prensa más que de costumbre.